13 de enero de 2016

Victor Enrich

Victor Enrich es arquitecto,  fotógrafo, pianista, pero también animador 3D, y sin duda, es un artista que se ha ganado un nombre dentro de la escena de la fotografía de arquitectura.

Su trabajo fantasea y juega con las leyes de la gravedad para crear edificaciones imposibles. 

Afincado en Barcelona, este artista se formó como arquitecto durante los años de la burbuja inmobiliaria, lo que le permitió formar parte de estudios de arquitectura responsables de las bellezas que han inundado nuestro país en la última década.

Un trabajo agradecido económicamente, pero que le fue provocando cada vez un mayor rechazo hacia su profesión. Hasta que una noche de copas conoció a una chica letona que se convirtió en la perfecta excusa para cambiar de aires y huir de un trabajo que aborrecía.

Enrich se mudó a Letonia, donde se integró con diferentes artistas junto a los que comenzó a interesarse por la experimentación artística en el terreno de la arquitectura, lo que unido a herramientas como 3D Studio Max o Autocad, dan como resultado sus imágenes de marcado carácter surrealista.




Su forma de trabajar consiste en la recolección de fotografías de edificaciones que le atraen para posteriormente integrarlas en entornos tridimensionales y jugar con ellas a través de la geometría y la iluminación, un trabajo que le ha llevado a países como Israel, Italia, Alemania o Estados Unidos.



Su trabajo más popular son las 88 variaciones visuales que ha realizado de un hotel de Múnich que ha convertido en un vídeo acompañado del total de notas que posee un piano: 88.



Fuente: Xatakafoto

No hay comentarios:

Publicar un comentario